La importancia de ir al podólogo

importancia podologo

Los podólogos son un tipo de profesional que se encargan de hacer “Podología Preventiva”, además de educación sanitaria de los pacientes a lo largo de las consultas. La podología no es solamente el tratamiento de las afecciones una vez que se han presentado, si no también la prevención de enfermedades que se pueden producir en el pie o en el tobillo.

¿Quieres saber por qué es tan importante ir al podólogo? Nosotros te desvelamos algunas de las razones.

Razones por las que deberías ir al podólogo

  • Educación: Con la información que te proporcionará el podólogo evitarás el contagio de ciertos problemas como de infecciones en el pie diabético, pie de atleta, verrugas plantares, etc.
  • Prevención: Los estudios biomecánicos son una buena solución para detectar patologías de manera temprana, previniendo que se puedan producir alteraciones secundarias. Un buen ejemplo de ello es el problema de pie plano en el niño. Con medidas de prevención se puede evitar que esto ocurra, o bien encontrar tratamientos más adecuados al problema.
  • Cirugía preventiva: Hay muchas intervenciones, más o menos complicadas, que realizadas en el momento adecuado pueden evitar que se produzcan consecuencias peores. Un ejemplo es la cirugía de hallux valgus. Esta se lleva a cabo para evitar que con el paso del tiempo se pueda producir úlceras desagradables en el juanete, siendo muy complicadas de curar. Al mismo tiempo producen un dolor tan agudo que podría llegar a incapacitar al paciente.

Los podólogos hacen un gran esfuerzo para dar a conocer lo importante que es su especialidad. Imprimir dípticos y trípticos informativos que ofrecen en las consultas y que están siempre a disposición de los pacientes, en lugares clave.

Ahora que ya sabes la importancia de ir al podólogo, no te olvides de visitarlo.

Conoce los problemas podológicos más comunes

problemas podologicos pie

No es habitual visitar un podólogo para comprobar que la salud de nuestros pies es buena. Solemos olvidar que nuestros pies hacen una dura tarea día tras día, y es que sirven como soporte para toda la estructura del cuerpo. El uso de un calzado poco adecuado, o de materiales que no aportan comodidad, pueden causar problemas de importancia.

No atender la salud de nuestros pies puede resultar muy perjudicial sin que lleguemos a darnos cuenta. Podemos llegar a desarrollar ciertas infecciones de un momento a otro.

Problemas en el pie

Sin más preámbulos, vamos a hablar de los problemas más habituales relacionados con la podología:

  • Hongos en los pies: Infecciones como el “Pie de atleta”, “Paroniquia” o “tiña en las uñas” entran en esta categoría. Sin infecciones que se producen por infecciones muy similares al moho, y que prolifera en los tejidos muertos de la piel. Estos problemas se producen por llevar un calzado que no favorece la transpiración del pie, por la acumulación de humedad, o por seguir una mala rutina del lavado y de secado del calzado.
  • Callos y durezas: Problemas causados principalmente por una elevada presión o fricción en la piel que está en contacto con el zapato. Esto generará un engrosamiento de la piel en esta área, pudiendo producir dolores, incluso hasta sangrados.
  • Dedo en forma de garra: Una deformidad que se produce en la zona de los dedos. Se puede producir por lesiones en los nervios, por el uso de calzado inadecuado, por enfermedades inflamatorias, artritis, etc.
  • Juanetes: Es un tipo de protuberancia que aparecerá en el dedo gordo del lado externo del pie, producido por una desviación del hueso del mismo. El dolor aparece cuando el problema está ya bastante avanzado.

Si tienes alguno de estos problemas, busca tratamientos de inmediato.

¿Cómo elegir a un podólogo deportivo?

elegir podologo

La salud de nuestros pies debe ser cuidada en cualquier momento de nuestras vidas, en especial cuando hacemos deporte. Unos cuidados básicos nos ayudan a prevenir lesiones importantes que, incluso, se pueden volver permanentes.

Un podólogo deportivo es un profesional que se encarga de gestionar un estudio de nuestros pies para ofrecernos los mejores tratamientos en nuestro caso. Es por ello, por lo que no podemos elegir al primer profesional que nos encontremos, si no que conviene tomarse muy en serio la elección.

Sin más preámbulos, vamos a ver algunos tips que nos ayudarán a encontrarlo.

Criterios a considerar para elegir a un buen podólogo deportivo

l Trayectoria: Lo primero que tenemos que evaluar es la trayectoria del podólogo y comprobar que, efectivamente, estás especializado en podología. Sólo así estarás seguro o segura de que te has puesto en manos de profesionales, pudiendo acceder a equipos y tratamientos que garanticen tu salud podal.

l Estudio personalizado: Lo cierto es que la oferta deportiva que existe es muy amplia, por lo que es crucial tener en cuenta todos los servicios y atenciones que la clínica te ofrece. Es importante que el profesional haga un estudio personalizado; en otras palabras, que se adapte a la perfección a las necesidades de tus pies.

l Referencias: No dudes en pedir referencias a terceros en relación sobre el centro de podología y asegúrate de que prima, por encima de todo, la salud de cada paciente. Lo interesante sería que te ofrecieran un plan de seguimiento y que te dieran la posibilidad de ponerte en contacto con ellos cada vez que te hiciera falta.

l Proximidad: Además, intenta que el podólogo esté cerca del lugar en el que vives, o de tu trabajo. A nadie le gusta hacer largos desplazamientos.

Sigue estos consejos y encontrarás el podólogo que buscas.